Artritis reumatoide

¿Qué es la artritis reumatoide y cómo afecta a las mujeres?

La Artritis Reumatoide es considerada una enfermedad autoinmune que se caracteriza por causar un incesante dolor, inflamación y la pérdida parcial o total de la función principal de las articulaciones.

Esta enfermedad se produce cuando el sistema inmunológico no funciona adecuadamente y afecta principalmente a la movilidad de las manos y pies, en ocasiones, cuando la enfermedad ya se encuentra en etapa avanzada, puede afectar también a los ojos, boca y pulmones.

Es importante considerar que la Artritis Reumatoide es catalogada como crónica y sistémica, o lo que es lo mismo, una enfermedad generalizada, ya que si los síntomas son persistentes puede incluso provocar fiebre, cansancio, astenia y pérdida de peso por falta de apetito. Puede sobrellevarse con tratamientos que ayuden a disminuir la inflación y la rigidez que se presenta, sin embargo, no existe un tratamiento que pueda eliminarla por completo ya que no se conocen las causas reales por las que puede ser provocada.

Artritis reumatoide

¿Cómo se diagnostica la Artitris Reumatoide? 

La Artritis Reumatoide es una enfermedad que afecta principalmente a las mujeres entre 20 y 60 años, siendo la etapa adulta la más complicada. Los síntomas pueden presentarse por periodos cortos de tiempo, incluso, pueden aparecer y desaparecer, en etapas más avanzadas se presenta erosión en los huesos, provocando deformidades en las articulaciones.

La manera en que la enfermedad puede diagnosticarse es mediante estudios de sangre, exámenes de articulaciones, órganos y radiografías.

Los exámenes de sangre suelen ser los más certeros al momento de buscar detectar esta enfermedad, ya que si los estudios presentan anomalías respecto un alto elevado número de anticuerpos, deficiencia de glóbulos rojos o sedimentación de eritrocitos, puede indicar síntomas de que la Artritis Reumatoide está presente.

La forma de tratar esta enfermedad puede ser a través del uso de medicamentos conocidos como antirreumáticos que ayudan no solo a controlar los síntomas, sino que incluso pueden apoyar en el retraso del avance de la enfermedad. En los pacientes con una Artritis Reumatoide avanzada, pueden llegar a necesitar medicamentos de modificadores biológicos que ayudan a bloquear las señales químicas del sistema inmune que provocan la inflamación de las articulaciones.

Es importante siempre acudir con un especialista, los reumatólogos que son los médicos especializados en el diagnóstico y tratamiento de la artritis están facultados para poder otorgar un tratamiento certero que ayude a disminuir los síntomas. Existen también tratamientos alternativos como el Factor de Transferencia que puede apoyar a la regulación del sistema inmune.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *